Español
English
Italiano
Qué hacer para no tener que decir: “no puedo más” y cómo fomentar la colaboración en casa
0 COMENTARIOS
9 noviembre, 2015  |  Escrito por Carlota Nelson

Si hay días en que tú también te ves superado por el trabajo que supone ser madre y padre, te alegrará saber que no estás solo y hay maneras de evitar llegar a estos estados. Tal y como te contamos en este post, “en el arte de educar, a veces, tenemos que hacer cosas que no nos gustan, nos dan más pereza o simplemente no nos divierten.” Por eso, cuando nos sentimos superados, debemos tener especial cuidado en no hacer o decir cosas que luego nos pasen factura. Recuerda, somos el espejo en el que se miran nuestros hijos. Hoy, te daremos unos trucos para mantener a tus hijos entretenidos mientras tú disfrutas de un merecido descanso.

No somos perfectos. Hay días en los que tenemos poca paciencia, nos sentimos tristes o cansados y no sabemos dónde sacar fuerzas para jugar con nuestros hijos o recoger tras ellos. A veces solo escucharles nos resulta cuesta arriba. Por eso es tan importante saber desconectar y preparar a nuestros pequeños a ser responsables e independientes. Si éste es uno de esos días, aquí aprenderás que fomentar la colaboración en casa, no solo les ayuda a valorar lo que conlleva el trabajo, sino les hace sentirse parte del equipo familiar. Y a ti te viene de maravilla.

Ya no puedo más. Si estás cansada o no puedes más, de lo único que debes sentirte culpable es de haber llegado hasta aquí sin darte más tiempo libre para desconectar. Todos necesitamos un poco de tiempo a solas para reponer fuerzas y esto es importante enseñar a los pequeños. Aunque sea media hora al día, procura alimentarte con actividades que te nutran o simplemente entrégate al “dolce far niente”, para poner la mente en blanco y descansar.

Jugando solos. Lejos de lo que puedas pensar, a los peques les viene muy bien aburrirse y jugar solos ya que potencia su autoestima, su imaginación y su habilidad de poder relacionarse con el mundo sin tener que recurrir a papá y a mamá. Recuerda, que el juego individual es una parte esencial del aprendizaje y los niños necesitan explorar el mundo por su cuenta. Igual de importante es que ellos también aprendan a relajarse solos. En este post, te dimos las claves.

positive1

Cómo hacerles entender que todos necesitan un rato a solas. Como todo, esto habría que ir enseñándoselo desde pequeñitos. Si les acostumbramos a estar un rato a solas cuando vuelven del cole o antes de cenar, nos permite a nosotros desconectar y a ellos a ser más independientes. Los niños tienen que entender que hay ratos que se comparten y otros que no. Y eso no quiere decir que no les queramos o no nos diviertan. “Ahora mamá necesita un poco de tiempo a solas y en silencio. ¿Por qué no aprovechas para relajarte o terminar ese puzle o los deberes?” “Papá va a jugar contigo más tarde. Y tú, ¿qué vas a hacer mientras tanto?” No se trata de que le organices los juegos sino de que ellos solitos aprendan a entretenerse solos y disfrutar.

Ejercitar la relajación y los momentos a solas. Sabemos que si convertimos una tarea en juego lo más probable es que nuestros hijos sientan curiosidad. Para enseñarles, lo mejor es hacerlo con ellos para que luego puedan recurrir a esta actividad sin ti. Juntos, tumbaros boca abajo, respirar hondo y cerrar los ojos. ¡En silencio! Después de un rato, invita a tu hijo a recordar un paisaje del último viaje que hicisteis o un momento especial que haya vivido recientemente. ¿Cómo era? ¿Qué pasó? ¿Por qué lo recuerda? ¿Qué sintió? ¿Estaba solo o acompañado?  ¿Hacía calor o frío? Cuando le hagas preguntas, evita el entusiasmo. Es decir, no se trata de excitarles, sino de relajarse. Cuando hables que sea en susurros.

¿Qué puedes hacer en media hora para desconectar? Además de los ejercicios mencionados arriba, puedes encerrarte en la habitación o el salón y escuchar música relajante, darte un baño caliente, leer, estirarte o hacer yoga… Lo importante es entregarte a algo que te guste y te relaje. Algo que te fuerce a poner la mente en blanco aunque sea media hora al día. Cuanto más se convierta en una rutina, mejor. Por ti y por ellos.

¿Te han gustado estos consejos?  ¿Qué haces tú para desconectar?

Photo Credits: Shutterstock

 

 

CATEGORÍAS: JUGANDO JUNTOS  |  TAGS: , , , , , , , , , , , , , , , , , ,
ARTICULOS RELACIONADOS
Los mejores libros infantiles de 2016
Animal Babies Nursery: amor a primera vista
Herramientas para niños con necesidades especiales
DEJA UN COMENTARIO
*Nombre:
*Email:
Website:
Comentario:

COMENTARIOS (0)