Español
English
Italiano
¡Vamos de compras con Barriguitas!
0 COMENTARIOS
7 septiembre, 2015  |  Escrito por María Vedia Tercero

¿Sabías que Barriguitas tiene dos nuevas tiendas en su ciudad? ¡La tienda de animales y la pastelería! Dos playsets diseñados para desarrollar el lenguaje, la imaginación, la creatividad y la motricidad y coordinación de niños de 3 a 7 años. Pero además, estos dos juguetes te pueden ayudar a enseñar a tus hijos mayores “el valor de las cosas”. Dado que vivimos en la sociedad del consumo (ésa que nos anima a comprar constantemente), es necesario que los pequeños aprendan el esfuerzo que supone gastar y sepan establecer prioridades a la hora de invertir. Esto, que a priori suena como un tema muy árido para los niños, se puede ir enseñando poco a poco a través del juego. En The Toy Blog, te mostramos cómo hacerlo con Barriguitas.

¡A contar monedas!

Si tu hijo ya está familiarizado con los euros, podéis jugar con dinero de verdad. Si no, recorta monedas y billetes de papel y ponles un número. Empieza dándole las que tengan un valor más pequeño y a medida que sepa asociarlas con su número correcto, ve introduciéndole más hasta llegar a los billetes. De esta forma, asimilará el concepto valor.

barriguitas-compras.interior

De compras

Una vez haya aprendido el valor de cada moneda, toca el turno de enseñarle cómo ganar, ahorrar y lo más importante, gastar prudentemente el dinero. Antes de empezar a jugar, pon un precio a cada uno de los accesorios de Barriguitas Tienda de animales y Barriguitas pastelería. Basta con que recortes cartelitos y escribas en cada uno, un número; después colócalos al lado de cada producto. Sé realista con el precio porque tú serás la tendera y tu hijo/a, el cliente, así que ten en cuenta que un cachorro debe ser más caro que una tarta de chocolate.

Paso 1. Cómo ganar: Deja que tu hijo/a elija otra Barriguitas y escoja una profesión. Pongamos por caso que decide ser Barriguitas Mini Hospital. Por cada enfermo que cure en un tiempo que acordéis (por ejemplo, 5 minutos), recibirá una moneda. Así comprenderá que “el dinero no cae del cielo”, si no que hay que esforzarse por conseguirlo.

Paso 2. Cómo ahorrar: Cuando pase el tiempo estipulado, anímale a comprar con frases como “¿Te apetece un rico pastelito?, “Mira qué perrito más mono, ¿por qué no lo compras?” Si se da el caso de que gasta todas las monedas, no le frenes, deja que decida por sí mismo sobre sus gastos. Debe ser consecuente con sus acciones porque sólo de este modo se dará cuenta de que si gasta, deberá volver al hospital a trabajar otros 5 minutos. Si la segunda vez que va a las tiendas, vuelve a quedarse sin monedas, sugiérele que ahorre diciéndole: “¿Por qué no te guardas monedas para luego y así podrás comprar algo más caro?”

Paso 3. Cómo gastar prudentemente: El niño también debe comprender la diferencia entre necesidad y capricho. El mejor ejemplo para mostrarle esto, es comprando el perro en la tienda. Una vez que lo tenga, probablemente olvidará que su mascota tiene necesidades: comer, bañarse, jugar, etc. Si en la siguiente compra, a su Barriguitas le apetece tomarse un café en la terraza de la pastelería, recuérdale que no puede, porque el dinero lo tiene que emplear en su mascota. Ante este dilema, proponle que haga una lista con necesidades y caprichos para que vea que a veces no se puede emplear el dinero en todo lo que se quiere.

Un poco de publicidad

Los niños son fácilmente manipulables por las modas, así que también debes enseñarle a ser crítico con la publicidad. En este juego con Barriguitas, tú puedes asumir ese rol. Invéntate una marca (por ejemplo, de comida para perros o mini croissant de chocolate) y asegúrate de que la tendera se lo vende como algo de más calidad o más delicioso, que el mismo producto sin marca. Eso sí, ponle un precio disparatado para que, en el caso de que tu hijo decida comprarlo, tú puedas invitarle a comparar los precios y decirle: “¿Estás seguro? Si coges el producto sin marca, puedes comprar muchas más cosas”. De esta manera, verá que algunos productos no valen tanto como le hacen creer y que por el mismo dinero, puede conseguir más sin renunciar a comprar.

¡RECUERDA! Con este juego le enseñarás a apreciar el valor de las cosas, pero eso no significa que con él termine su aprendizaje. Deberás tener paciencia y seguir mostrándole día a día cómo emplear adecuadamente el dinero (en el supermercado, en casa, con otros juegos…) Y sobre todo, ten presente que el mejor ejemplo eres tú, si te ve derrochar, él también lo hará.

¿Te habías planteado alguna vez enseñar a tus hijos el valor de las cosas?

Photo Credits: Famosa

 

CATEGORÍAS: JUGUETEANDO  |  TAGS: , , , , , , , , , , , , , , ,
ARTICULOS RELACIONADOS
Cómo evitar que se muerda las uñas con Nancy Escuela de uñas
Demuestra tu amor con los peluches de I Love You
¡Ponte al volante de un Range Rover con el móvil!
DEJA UN COMENTARIO
*Nombre:
*Email:
Website:
Comentario:

COMENTARIOS (0)